El Rincón de Alpha: Enero se acaba

sorpresa

Que no os confunda el hecho de que hoy sea día 7. Se está acabando enero. De hecho, para cuando sea mi próximo rincón, ya habrá acabado.

El caso es que el tiempo pasa muy rápido. Pero no hay de qué preocuparse, mientras los relojes no se rompan.

Esta vez estoy empezando el rincón con mucha antelación. Hoy es día 2, que lo sepáis. Pero tengo a Sehir al lado en la Liga Pokémon de Alola y decidí robarle su preciado mac para empezar esta laboriosa tarea mensual.

¡Parece que ya estamos en el año 2017! Toca volver a acostumbrarse a escribir una fecha nueva. Todo estaría mehir (quería poner mejor y no sé qué pasó, pero me hace demasiada gracia como para borrarlo) si un año durara más tiempo, y cambiar de año fuera un acontecimiento más raro y al que la gente no se acostumbrase de esa manera. ¿Qué es pasar por 80 años distintos a lo largo de una vida? Y ya no hablo de la gente que llega a los 100…

Esos seres extraños que tienen unas formas de vivir desconocidas para el resto de la humanidad y que hacen que su cuerpo se conserve durante un siglo.

UN SIGLO, TÍOS

Son 365 días en un año, cada uno formado por 24 horas, con sus respectivos minutos y segundos, pero eso ya no nos importa. No son ni 400 días que pasan como la miel danzando sobre la melódica línea del viento.

Qué profundo.

Pero voy a dejar de rallarme ya.

LLE

Fuimos a la capital, señores y señoras, Sehir y yo. De hecho, hasta la fecha, dos veces casi seguidas. Pero tiene su explicación. Estuvimos primero nueve días y luego… uno solo. Pero bueno, el caso es que descubrí que Madrid me gusta mucho más de lo que creía que me gustaría y de lo que me gustó la última y única vez que estuve allí. Pero claro, ir con un montón de compañeros imbéciles no es lo mismo que ir con la personita con la que echas migas a las palomas en el parque.

Eeeeen resumen, que vimos muchas cosillas e hicimos todo cuanto estuvo en nuestra mano por visitar el sitio en el tiempo del que disponíamos. Me gustó mucho, y me moló el invento del metro. Ya había ido en Barcelona, pero no por mi cuenta para darme suficiente cuenta de lo que mola. Me explico. ¿Sí? Sí.

Pues nada, que volveremos el mes que viene, pero que muy bien.

Pasó fin de año, y todas esas comidas y cenas agrupadas, y llegó el día 6. Aaaah, el día 6… Los reyes me regalaron cosillas. Entre ellas, un Harvest Moon de 3DS, así que probaré la saga por primera vez en mi existencia.

Actualmente, nos encontramos en el día 7 de enero. ¿Qué quiere decir eso? Que en dos días volvemos a estar bajo arresto en el centro este al que llaman… “instituto”.

*carga el revólver*

~Juegos~

  • Seguí jugando un poco a Bloodborne, pero no lo suficiente, porque luego llegaron los asuntos relacionados con instituto, conservatorio y viajes.
  • Acabé la historia principal de Pokémon Sol, la liga y todo el rollo. También la de los UE (o eso parece). No esperaba que estuviera tan bien, la verdad. Es más fácil que los anteriores, pero por lo menos meten chicha en la historia, y mola mucho. Me llegó a viciar, sí. Ahora me encuentro completando la Pokédex.

~Películas~

  • El mes pasado, cuando aún estaba Xehan en casa, vimos Así en la Tierra como en el Infierno, una peli ambientada en las catacumbas de París. La había visto anunciada en su tiempo, y tenía ganas de verla, aunque me hubiera olvidado de ella durante todo ese tiempo.
  • En el tren a Madrid, al principio del trayecto, pusieron un documental bastante interesante sobre el bel canto. No sé cómo se llamaba, pero estuvo guay.
  • También en el tren pusieron Kung Fu Panda 3. No vi las anteriores, ni tengo la intención de hacerlo. De hecho, ni tenía los auriculares puestos. Pero al estar trabajando, me distraía cada dos por tres y los subtítulos no cuesta nada leerlos. Así fue como me enteré de toda la película. Aunque solo viendo el principio también lo había hecho.
  • Sehir y yo vimos Siempre a tu lado, Hachiko. ‘^’
  • También vimos Divergente. Moló mucho. Compraremos los libros y pronto veremos la siguiente película. Grax Suzz.
  • Vimos Incendios, película basada en la obra de teatro de Wajdi Mouawad. Lo único que moló fue el plot-twist del final. Pero lo que me sorprendió es que fueron dos horas, por la noche, y no me dormí en ningún momento.
  • También vimos El violín rojo. Creímos que el violín existiría de verdad, pero… resultó que no. Pero molaría que sí. De todas formas, me gustó la forma de tratar la trama.

~Manga~

  • Leí un capítulo o así del tomo 17 de Magi. Lo que me dio tiempo antes de tener que irme de casa durante 20 días.

~Anime~

  • Acabamos de ver Ozma. Mira que son seis capítulos, pero os aseguro que nos llevó todo el maldito mes.
  • Estoy reviendo Durarara!!, ya que me propuse que Stefan lo viera. Así de paso luego ya es cosa de seguir hasta acabar la segunda.

~Libros~

  • Acabé de leer Carta al padre, de Kafka. Yo no sé por qué la gente sigue dudando del significado de sus obras, así como la Metamorfosis. Lo dice bien clarito. Pero bueno, no digo nada, solo estoy a un paso ya de acabar con mi objetivo por autor y despedirme de este hombre para siempre.
  • Anna Karenina. LO ACABÉ. POR FIN. Ahora me siento vacía.
  • Leí La lección del maestro, de Henry James. Es interesante, la verdad. Se lee rápido, ya que es cortito, y su intención está clara.
  • He empezado Plenilunio, de Muñoz Molina. Por obligación, por supuesto. Igual que muchos más ciudadanos o aún cerca de serlo que se encuentran en el mismo curso de mierda en el que dan para leer este tipo de cosas y no las anteriormente mencionadas (exceptuando la primera, claro está).

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *